Trading con Sistemas Automáticos

7 junio, 2012

¿Cuánto se puede ganar con Sistemas Automáticos?

Filed under: Artículos, Sistemas, Técnica, Trading — Etiquetas: , , , , , — Horace @ 7:52 PM

Link to english post

Los lectores asiduos ya sabrán que nunca escribo sobre lo que se puede ganar. El motivo es que es infinitamente más importante pensar en lo que se puede perder. ¿Por qué? Pues porque si pienso en cuanto puedo perder, me garantizo (en la medida en que se pueden garantizar en este mundo las cosas) que cuando todo va mal, siempre tendré dinero para seguir operando un día más y esperar a la siguiente buena racha. Si no lo hago así, y no evalúo correctamente el riesgo, nunca tendré esa oportunidad.

Pero hoy es distinto, hoy por primera vez, voy a hablar de como medir el potencial real de beneficios que un sistema tiene.

Como no podía ser de otra manera, esto hay que evaluarlo en función del riesgo que el sistema asume. Para esto hay un parámetros comúnmente aceptado que se llama Ratio Retorno/Drawdown. Que no es otra cosa que el beneficio que el sistema ha dado en el pasado respecto al DD máximo que ha tenido en ese mismo periodo. Se mide en relación a los porcentajes, no a los valores absolutos. Naturalmente cuanto más alto, mejor.

Un sistema que tiene un ratio Return/DD (R/DD en adelante) de 20 podría tener un beneficio de 200% y un DD máximo de un 10% (200/10) o bien podría tener un beneficio de 45% y un DD máximo de 2.25%. Obviamente, a igualdad del resto de los parámetros de un sistema, siempre elegiré el sistema que mayor Return/DD ratio tenga porque será el que más dinero gana para el riesgo que asume.

Pero no es oro todo lo que reluce. Como siempre, el introducir a nuestro queridísimo DD máximo histórico en la ecuación, nos lleva a un peligro potencial dada la escasa significatividad estadística que el mismo tiene.

Veamos un ejemplo concreto y, como siempre, real y con las comisiones, deslizamientos y alquileres ya descontados. Utilizaré dos sistemas para construir una cartera.

 

Sistema 1: Sistema Intradiario para el Dax (30.000€).

image

Como verán este sistema tiene un DD máximo histórico de 11.537€ (17.33%) y gana en este periodo 243.847€ (812.8%). Eso da un R/DD de 46.91. Es un sistema excelente que tiene un ratio altísimo para ser intradiario. Es, probablemente, el mejor sistema intradiario para el Dax que conozco.

Sistema 2: Sistema Intradiario para el Dax (30.000€).

image

Este sistema tiene un DD máximo histórico de 11.657 (14.16%) y gana en este periodo 194.731€ (649.1%). Eso da un R/DD de 45.84. También es un muy buen sistema.

Ambos tienen un R/DD muy parecido como verán. Es curioso porque en términos absolutos el primero gana mucho más que el segundo y tienen más o menos el mismo DD máximo histórico. ¿Qué pasa entonces? Pues es muy simple. Como el R/DD se calcula sobre utilizando los % en lugar de los valores absolutos, es capital el momento en el tiempo en el que ocurre el DD máximo histórico. Si dicho DD ocurre muy al principio de la serie el % será mucho mayor que si ocurre al final. Aqui se puede ver claramente como a pesar de que el DD máximo (en €) es casi idéntico en ambos casos, en términos porcentuales es suficientemente distinto (17% vs 14%) como para compensar la diferencia en los beneficios.

De tal manera como aquí se ve claramente (otra vez) como los datos histórico hay que tomarlos con pinzas y siempre, en la medida de lo posible, realizar simulaciones sobre como se hubiera comportado el sistema si hubiera alterado el orden de las operaciones (lo cual nos va a dar casi siempre medidas más realistas del riesgo y por tanto del ratio R/DD).

Ahora construyamos la cartera. La vamos a llamar Dax Intraday Mix I. Utiliza un contrato de cada uno de los dos sistemas. Vean como queda.

Cartera Dax Intraday Mix I: Sistema 1 + Sistema 2 (60.000€)

image

Como verán, combinar los dos sistemas tiene clarísimas ventajas. Pero esto ya lo hemos visto en el pasado varias veces. Se suman los beneficios pero no los DD máximos históricos, con lo cual, naturalmente, el R/DD se incrementa enormemente. Lleva a más de 70 cuando cada sistema por separado pasaba de 40 únicamente.

Veamos que ocurre si simulo el comportamiento de esta cartera a futuro. Esto se hace, nuevamente, reordenando las operaciones pero sin alterarlas. Pueden ver algún ejemplo de esto en el video de capital allocation que publiqué hace unos días. Los números que salen son los siguientes:

Simulación a futuro de la cartera Dax Intraday Mix I:

Los datos que presento a continuación tienen una confianza del 95%. Es decir, tenemos la “garantía” de que, con un 95% de probabilidades, los números futuros van a ser estos o mejores.

  • DD máximo histórico: 24.400€ (22.3%)
  • R/DD: 32.59
  • Probabilidad de que la cuenta haya perdido más de un 30% tras 3 meses de operativa: 0.000%
  • Probabilidad de que la cuenta haya ganado más de un 30% tras 3 meses de operativa: 36.80%
  • Probabilidad de que la cuenta haya perdido más de un 15% tras 3 meses de operativa: 1.600%
  • Probabilidad de que la cuenta haya ganado más de un 15% tras 3 meses de operativa: 69.40%

La situación es bien distinta. Ahora el DD máximo histórico ha cambiado mucho a peor. Aún siendo una cartera excelente, el R/DD de 71 que nos informaba a pasado, no es fácil que se pueda mantener a futuro según parece. Sin embargo podemos estimar que esta cartera podría ganar razonablemente unas 32 veces el DD máximo histórico simulado en un periodo de aproximadamente 12 años como muestra el gráfico. O lo que es lo mismo, podría ganar aproximadamente unas 2,6 veces el DD máximo histórico al año.

Lo cierto es que no estoy muy convencido de que el post haya quedado del todo claro, pero ya está escrito así que publico. Si tienen dudas o aclaraciones ya saben donde ando. Y si les gusta el post y creen que puede ser útil a más gente, por favor voten y compartan con los botones de aquí abajo.

 

 

Saludos y suerte en el trading,

 

Horace

30 mayo, 2012

¿Cuánto dinero dedicar a Sistemas Automáticos de Trading?

Filed under: Sistemas, Técnica — Etiquetas: , , , , , , — Horace @ 8:38 AM

Intento en este video responder algunas cuestiones que han sido habituales durantes estos últimos dos o tres meses de los lectores. Espero que les guste y ruego disculpen la longitud que es mayor de lo que me hubiera gustado.

Saludos y suerte en el trading,

Horace

23 abril, 2012

¿Qué es un DrawDown? – El mito del DrawDown máximo histórico

Filed under: Artículos, Ejemplos, Técnica, Trading — Etiquetas: — Horace @ 12:40 PM

 

Link to english post

 

Para sentar las bases voy a definir de manera muy rápida que es exactamente un Drawdown (DD en adelante) y que es el DD máximo histórico. Todo el mundo sabe que nada sube continuamente, y los saldos de las cuentas de sistemas de trading no son una excepción. Es un continuo diente de sierra. Las bajadas y subidas desde el último máximo hasta que el mismo se vuelve a superar se definen como DD. Vean:

 

image

 

Este sistema ha tenido en el periodo 2 DD.

  • El primero comienza el 1 de marzo y dura 2 meses (hasta el 3 de mayo). Tiene una amplitud de 1000€ y “duele” aproximadamente un 7% (1.000 / 15.000)
  • El segundo comienza el 1 de junio y termina el 1 de septiembre, tiene una amplitud de 3.500€ y medido en términos porcentuales vale algo más de 19%.

Pues bien, explicado esto, seguimos.

La mayoría de los usuarios de sistemas automáticos de trading (entre los cuales incluyo a algunos profesionales) creen que la mejor medida del riesgo que un sistema tiene es el DrawDown máximo histórico. Muchos incluso entienden que es la única. Esto no solo no es cierto sino que puede ser una presunción muy equivocada (para bien o para mal) en algunos casos.

En un histórico de suficientes operaciones (hay sistemas con miles auditadas) puede llegar a haber cientos de DD. De hecho lo normal es que un sistema que opera bastante (unas 200-250 veces al año supongamos) pueda tener del orden de 150 (o más) DD por año. De tal manera que en un histórico de 10 años con más de 2000 operaciones el sistema puede haber generado 1500 DD.

El DD máximo histórico es el mayor de todos ellos. Como verán el DD máximo es simplemente uno de entre los 1500 que un sistema razonable puede tener en 10 años. Es una muestra asilada extraída de una serie muy larga. ¿Por qué es más importante esa muestra que todas las demás? Estadísticamente no hay respuesta. No lo es. Esta claro que psicológicamente nos da “seguridad” saber que la máxima perdida que el sistema ha tenido en el pasado ha sido de esa magnitud. Pero dejando de lado el hecho evidente de que resultados pasados no presuponen resultados futuros, ¿es razonable tener esa seguridad? La realidad es que no. Y hay dos motivos para ello. El primero ya lo he mencionado. El DD máximo histórico es una muestra aislada de una serie muy extensa y podría hasta considerarse una anomalía en la serie.

Pero es más, si nos tomamos el trabajo de reordenar en el tiempo las operaciones de un sistema, veremos muy fácilmente como el DD máximo histórico cambia de manera muy notable. Miren este ejemplo de un sistema real. Estas son las operaciones que el sistema ha hecho y están reportadas. Hay una mezcla de operaciones de backtest, operaciones auditadas y operaciones reales.

 

image

 

El sistema ha tenido en este periodo un DD máximo histórico de algo más de 12.000€ que en su día supuso un caída en la curva de saldo de un 25%.

Ahora bien, veamos que pasa si reordenamos aleatoriamente las operaciones pero sin modificarlas. Es decir, únicamente cambiamos la fecha de operación, todo lo demás permanece inalterado. Veamos:

 

image

 

Se puede apreciar como, evidentemente, el sistema sigue siendo un sistema ganador. Sin embargo, el DD máximo histórico cambia de sitio y de magnitud. Ahora ya es de casi 22.000€ (prácticamente el doble que el anterior) y supone un 32% del saldo porque ocurre en otro momento del tiempo. Pero es que si volvemos a hacer el mismo ejercicio y nuevamente reordenamos las operaciones aleatoriamente, obtenemos un resultado distinto, y no poco. Vean:

 

image

Ahora el sistema tiene un DD máximo de algo menos de 9.000€ y un 25%. Wow! Menuda diferencia.

Entonces, ¿cuál de todos es el bueno? La respuesta es simple, ninguno. El DD máximo es simplemente uno más de entre los cientos que el sistema tiene (este en concreto tuvo 165 en este periodo).

De modo que, por favor, no le den tanta importancia al DD máximo histórico porque podría ser muy fácilmente que nunca jamás se vuelva a repetir o que se viole una vez tras otra en los próximos meses o años.

Se que muchos lectores se quedarán pensando ¿entonces como se cuanto dinero tengo que poner en mi cartera de sistemas? Eso lo responderé en el próximo capítulo que espero que sea mañana o pasado.

 

Un saludo y suerte en el trading,

Horace

31 octubre, 2011

¿Operar con Sistemas Automáticos de Trading es peligroso?

Filed under: Artículos, Sistemas, Técnica — Etiquetas: , , , , , , , , — Horace @ 12:45 PM

Yo, supongo que al igual que muchos de ustedes, estoy cansado de oir y leer sentencias sobre lo peligroso que es operar con derivados y por extensión con cualquier modo de trading que conlleve su utilización.

Para mi esto suena exactamente igual que cuando oigo por ahí que las motos son peligrosas. En mi opinión (llevo ya más de una decena de años operando diariamente con derivados y bastante más montando en moto a menudo) esa sentencia es igual de inapropiada tanto para las motos como para los sistemas.

Es cierto que montar en moto puede llegar a ser muy peligroso, pero eso depende exclusivamente de la prudencia y buen hacer del piloto. Evidentemente nunca se tiene todo bajo control, pero una actitud conservadora generalmente asegura llegar un poco más tarde pero sin sustos ni problemas. De tanto en tanto (es solo cuestión de kilómetros recorridos) tendremos un susto con algún tercero, pero si hemos sido sensatos en la conducción normalmente no pasará de eso (un buen susto) y quizá algún hueso roto y algunos miles de euros de reparación.

Hace ya un tiempo publiqué algo sobre lo peligroso que podría resultar operar con derivados. Léanlo si pueden porque contiene información útil si uno está empezando en esto.

Hoy les voy a demostrar que operar con Sistemas Automáticos de Trading (SAT en adelante) puede ser tan peligroso o conservador como uno desee. El inconveniente es que para conseguirlo, al igual que en la conducción de motos, hay que saber lo que se hace. Tristemente no es el caso de la mayoría de los inversores y eso suele ser catastrófico más tarde o más temprano (como en el caso de las motos es cuestión de tiempo). Sabiendo lo que hacemos podemos conseguir que incluso el peor SAT no pase de ser una mala experiencia y, por el contrario, sin entender bien el terreno en el que nos movemos podemos conseguir que un excelente sistema nos vuele la cuenta a la primera de cambio.

Al grano pues.

El parámetro más importante a considerar para la seguridad de nuestra cuenta es el saldo inicial por contrato del sistema. Esto puede resultar controvertido porque la teoría clásica indica que el riesgo de un SAT se puede estimar con base en las pérdidas máximas que ha tenido en el pasado. Esto es totalmente correcto y de hecho es lo que utilizamos todos para operar. Sin embargo, el enfoque que indico (calcular el saldo inicial con base en el número de contratos a operar) conduce directamente a actuar (mitigando o aumentando) el apalancamiento intrínseco a los derivados. De esta manera conseguimos que el sistema “levante el pie del acelerador” pase lo que pase y con independencia del sistema de que se trate. Veamos un ejemplo comparativo para concretar en números.

El método tradicional

Consideremos por ejemplo un sistema que opera en el futuro del Dax en Eurex. Voy a elegir una variante de uno de diseño propio que es el Predictor (el que anticipa con un mes de tiempo las señales y que pueden encontrar en mi blog buceando por ahí), pero nos valdría cualquiera.

Veamos el comportamiento de este sistema durante los últimos años (en concreto he puesto la fecha de inicio el 1 de enero de 2003 para tener un comparativo favorable para el comprar y mantener en renta variable).

Este sistema ha generado desde el 1 de enero de 2003 casi 160.000€ por contrato en algo más de 700 operaciones. La pérdida máxima histórica ha sido de algo más de 36.000€ del saldo de la cuenta y la pérdida máxima en una operación ha sido de algo más de 9.000€ mientras que al pérdida promedio es de algo menos de 1.500€. Vean las estadísticas a detalle.

Si avanzamos por la metodología estándar, utilizaremos el DD máximo y las pérdidas media y máxima de operación para calcular el capital inicial. Para ponernos en el lado conservador, vamos a suponer que estas situaciones se dan inmediatamente después de empezar a operar y por lo tanto con el capital inicial.

Para poner las cosas en contexto es importante indicar que durante este período la renta variable sin apalancamiento tuvo un DD (que no fue el máximo histórico por cierto) entre diciembre de 2007 y marzo de 2009 de un 56% (de 8.253 puntos a 3.588).

Veamos como quedan los números con esas premisas:

Si operamos este sistema con un capital inicial aleatorio de 10.000€ la cosa quedaría como sigue:

Evidentemente el DD máximo excede con creces el capital inicial dedicado y por lo tanto perdemos todo el capital y no podemos seguir operando. Incluso si tenemos bastante mala suerte nos toca la máxima perdedora entre las primeras operaciones y nos vuelan el 90% del saldo en un único día. En mi opinión esto sería como conducir una moto moderna y en buenas condiciones (el sistema no es del todo malo) con los ojos cerrados, yendo a toda velocidad por ciudad y sin casco. Cuestión de tiempo hasta que demos con nuestros huesos contra algo y se acabe la aventura para siempre.

Veamos ahora que ocurre si decidimos que nuestro capital sea tal que si se produce la pérdida máxima de inmediato, nos consuma el 30% del saldo de la cuenta pero no más.

Aquí la cosa cambia un poco. Hemos mitigado el riesgo de que una operación nos vuele toda la cuenta pero no hemos conseguido evitar que una mala racha nos deje fuera del mercado. Si se fijan, en caso de producirse el DD máximo histórico de inmediato estaríamos fuera del mercado igual que antes. Mal asunto. Digamos que hemos conseguido entender que hay que abrir los ojos pero seguimos yendo a demasiada velocidad y sin casco. El accidente es bastante probable y las consecuencias las mismas.

Ahora veamos que ocurre si decido aplicar el método de que cada operación perdedora (en promedio) no suponga más del 2% del saldo de la cuenta.

Bueno, la cosa empieza a tener otro color aunque seguimos teniendo un riesgo importante. Si se produce el DD máximo nada más empezar perderemos la mitad del capital. Parece que aún vamos un poco rápido en esa moto. Sin embargo, es notable que ya con esta metodología conseguimos tener menor riesgo que con la renta variable sin apalancamiento. Recordemos que en poco más de año y medio la RV tradicional perdió el 56% mientras que este sistema llegó a perder 49% “únicamente”. De tal manera que ya tenemos un sistema que tiene menos riesgo que la renta variable tradicional en este período.

El último escenario que vamos a valorar de metodología tradicional de capital allocation es el del triple DD. Consiste en poner suficiente capital para triplicar el DD máximo histórico.

Aquí ya la cosa cambia notablemente. Reducimos sustancialmente el riesgo de mala racha mejorando mucho sobre la RV tradicional y además si la catástrofe de máxima operación perdedora histórica ocurre el primer día no será mucho peor que un “lunes negro” cualquiera. Ya vamos con casco, con los ojos abiertos y a 50 km/h. No estamos exentos de un accidente (incluso grave) pero en condiciones normales no pasará de un buen susto.

El método alternativo

Pero todo esto, como decía al principio, puede ser muy complicado de gestionar si no se conoce el sistema en profundidad. De manera tal que les voy a presentar una forma mucho más rápida e igual de efectiva de conseguir los mismos resultados con independencia del sistema que se esté operando. La clave será la comparación con la renta variable. Tendrá que decidir usted si un 56% es mucho riesgo o no. Eso es todo.

Decidamos: si un riesgo como el de la renta variable es aceptable para mi, el apalancamiento es 1. Si un riesgo como ese es incluso pequeño porque me gustan las emociones fuertes el apalancamiento será 2, y si un riesgo como ese es inaceptable y no puedo ni quiero pasar de la mitad el apalancamiento será 0,5.

Para calcular el apalancamiento utilizaremos el valor del derivado que está operando el sistema. En este caso el contrato del Dax. Cuando comenzamos a operar el sistema en enero de 2003 el FDAX cotizaba a 2.900 puntos aproximadamente. Cada punto del FDAX vale 25€ con lo cual el contrato de FDAX a esa fecha valía aproximadamente unos 72.500€. Este número es el que vamos a considerar como apalancamiento 1:1. Haciendo esto conseguimos que, ante una variación del precio del 1% nuestro saldo de cuenta se mueva también un 1%. Y esto ocurrirá con independencia del sistema que estemos operando. A partir de ahí la cosa se simplifica más todavía. La mitad de capital significa el doble de riesgo y el doble de capital significa la mitad de riesgo.

Vean como queda la tabla completa.

Aunque la conclusión es obvia (a más capital menos riesgo) hemos visto que es bastante simple estimar el capital inicial que se debe poner en un sistema cualquiera para moderar el riesgo. De hecho, como se puede observar en la tabla anterior, no es cierto que los sistemas automáticos son más peligrosos que un cuchillo sin mango. Si capitalizamos correctamente un SAT puede incluso ser conservador en comparación con la renta variable o cualquier otro tipo de inversión.

Vean sino el gráfico comparativo de la evolución histórica de este sistema y la renta variable (Dax) con una capitalización idéntica (apalancamiento 1:1).

Como se puede observar a simple vista, aunque el riesgo en valor absoluto (medido a través del DD máximo histórico) es semejante. (50% del sistema vs 56% de la renta variable) la situación cambia cuando tomamos en consideración la rentabilidad obtenida en relación al mismo.

De tal manera que si quisiéramos obtener el mismo tipo de rentabilidad porcentual podríamos incluso bajar el apalancamiento por debajo del de la renta variable. Vean lo que ocurre con un apalancamiento igual a la mitad del de la renta variable (capital inicial de 145.000€).

El sistema sigue ganando bastante más dinero que la renta variable pero con menos volatilidad y con muchísimo menos riesgo. Es notable que durante un tiempo el sistema ha generado menos beneficios que la renta variable. Hasta finales del 2007 estaban empatados realmente.

Conclusión

Este ejemplo que he utilizado no es una excepción. La conclusión que podemos sacar es que, con independencia del sistema que esté operando, una buena gestión de capital puede convertir cualquier sistema en una inversión increíblemente arriesgada o en una inversión tremendamente conservadora.

Sin embargo, para poder evaluar con propiedad en que rango nos movemos y exactamente en que punto queremos colocarnos, es necesario saber lo que se hace. Es por eso que, en mi modesta opinión, nadie debería operar este tipo de sistemas sin asesoramiento previo. No porque sean peligrosos en si mismos sino porque, como en el caso de las motos, una utilización imprudente puede causar enormes destrozos. De tal manera que les recomiendo encarecidamente que se asesoren correctamente antes de poner el dedo en el gatillo.

Saludos y suerte en el trading,

Horace

12 julio, 2011

Momentos en los que todo funciona…

Filed under: Sistemas, Técnica — Horace @ 10:22 AM

… siempre y cuando uno sepa lo que hace, claro.

Estos momentos convulsos que estamos viviendo son excelentes para el trading.

A mi personalmente me va muy bien en estos entornos de mercado. Prácticamente todos los sistemas serios hacen buenos beneficios con tan alta volatilidad. Los traders discrecionales también suelen ganar mucho.

Pero hay un truco que es un viejo paradigma de los mercados organizados y en estos entornos de alta volatilidad es ley. Dejar correr los beneficios y cortar las pérdidas. La alta volatilidad nos obliga a tomar posiciones un poco más pequeñas y ampliar los stops de pérdidas. Pero claro, eso conlleva tener que dejar correr bien las ganancias para compensar.

Aún recuerdo algunas operaciones que hicimos en DAX en el año 2008 de muuuuchos puntos. Recuerdo en especial una que hizo el récord histórico de mi día de trading de 360 puntos de Dax por contrato (y claro, todos los demás sistemas del estilo). Jamás creí que fuera posible hacer ese tipo de operaciones hasta ese día. Y créanme, no aprovechamos todo el rango del día. Pero eso fue precisamente porque dejamos correr los beneficios todo lo posible. Cualquier, repito cualquier, estrategia de salida distinta habría resultado peor que dejar correr los beneficios hasta el cierre del mercado.

En principio no se puede extrapolar ese argumento a todos los sistemas y en todos los momentos de mercado, pero mi experiencia (y la de otros desarrolladores/traders con los que he hablado) me dice que en general los sistemas seguidores de tendencia se comportan así y no conviene utilizar estrategias de salida que limiten los beneficios salvo que esté muy estudiado que en el caso particular funcionen.

De modo tal que ya saben, en estos días que estamos viviendo, cualquier cosa que hagan dará dinero siempre y cuando amplíen los stops de pérdida, reduzcan las posiciones y dejen correr bien bien los beneficios.

 

Saludos y suerte en el trading,

 

Horace

 

11 marzo, 2011

Como construir un indicador en Visual Chart. Ejemplo con el Meander Indicator – Video –

Filed under: Ejemplos, Técnica, Visual Chart — Horace @ 7:48 AM

Hace tiempo que tenía ganas de hacer el Meander Indicator en el Visual.

Este indicador calcula una media móvil utilizando los 4 precios de la barra en lugar de únicamente uno. Esto no es nada nuevo porque muchos paquetes de software lo hacen, pero es interesante porque, además, le calcula las dos medias móvils a n desviaciones típicas de la central. Luego se puede usar para construir un sistema de reversión a la media o para otras cosas interesantes.

 

 

He grabado un video mientras lo hacía por peticiones. Espero que les guste y, sobre todo, que les sea de utilidad.

Meander Indicator

 

Saludos y suerte en el trading,

 

Horace

28 febrero, 2011

¿Porqué mucha gente pierde operando con sistemas automáticos?

Filed under: Sistemas, Técnica — Horace @ 7:32 PM

 

Hoy toca un tema extraordinariamente sensible. Lo cierto es que no es plato de mi agrado tener que escribir sobre esto, pero han sido tantas las veces que me han preguntado y he tenido que contestar lo mismo que espero y deseo este escrito sea interesante para mucha gente.

Intentaré describir y explicar una situación real que he visto ocurrir con mucha más frecuencia de la que me gustaría. La película empieza como sigue:

Introducción, Nudo y Desenlace

Tras un tiempo más o menos largo de intentar ganar dinero operando por nuestra cuenta deducimos que va a ser imposible. Unos antes, otros después, pero todos con un grado notable de “dolor” tras haber perdido una parte importante del patrimonio dedicado a inversiones y que tanto nos ha costado ganar. Sin embargo, seguimos convencidos de que la fortuna está ahí y la manera de conseguirla es a través del trading. Lo seguimos viendo como algo posible, aunque ahora hemos evolucionado y reconocemos que no está a nuestro alcance o al menos no por ahora. A veces también incluso llegamos a intuir que el problema es nuestra psicología y no nuestra capacidad para detectar oportunidades. Al fin y al cabo nos hemos cansado de ver una y otra vez como la oportunidad que teníamos detectada ha pasado y la operación que habíamos diseñado hubiera sido rentable. O bien que hemos cerrado pronto una operación que de otra manera nos hubiera reportado muchos puntos de beneficio. O bien que hemos ejecutado el stop loss perdiendo un pequeño dineral solo para ver como momentos después el mercado se mueve a nuestro favor. De manera tal que la conclusión es fácil: ¡el problema soy yo que no soy capaz de hacer lo que hay que hacer!

Tras un periodo más o menos prudencial de análisis de diversas alternativas llegamos a la conclusión de que los sistemas automáticos son la solución. Al fin y al cabo utilizan el trading (nuestro vehículo ideal para llegar a El Dorado) y eliminan toda la discrecionalidad que nos hace perder oportunidades o no maximizar las que si cogemos. Después de algún intento infructuoso de programas nuestras ideas, la cruda realidad de la tecnología (lenguajes de programación, datos en tiempo real, etc.) nos demuestra que somos incapaces. Nuevamente nos reafirmamos en que el problema somos nosotros y no el camino elegido. La conclusión pues, a estas alturas, debería ser ya obvia: tengo que alquilar los sistemas de otros.

Así que con toda nuestra ilusión nos ponemos a investigar por la web (alguno, así, ha llegado hasta este blog J) a ver qué alternativas hay (dicho sea de paso que hoy por hoy hay en España pocas… pero eso es otro cantar). Más tarde o más temprano damos con alguna que nos atrae o convence y empezamos a indagar para ver que sistemas hay y que se puede esperar de ellos. Satisfechos con los números descubiertos decidimos empezar a operar de inmediato convencidos de que, esta vez, será distinto: en cuestión de semanas o meses conseguiremos doblar nuestro dinero sin mayores sudores ya que todo lo hace la máquina.

Comenzamos la operativa y arrancamos con una buena racha. ¡Wow, 20% en un par de semanas! Con el tiempo (poco) descubrimos como esas plusvalías se esfuman y no solo eso sino que nuestro capital empieza a menguar. Pocas semanas o meses más tarde nos damos cuenta de que volvemos a las andadas y ya no nos queda prácticamente dinero para seguir. Aquí es donde decidimos tirar la toalla y dejar de intentar llegar a El Dorado por este difícil camino del trading. La experiencia nos ha demostrado que nada sirve para nosotros.

Y esta es la triste historia de la mayoría de los traders. ¿Les suena?

Explicación, Solución y ¿Esperanza?

Dado que en este blog intento cubrir casi exclusivamente la operativa con sistemas automáticos, me voy a centrar en intentar poner algo de luz sobre la parte final del problema (lo otro, si a alguien le interesa, lo podemos discutir en otro momento). Empecemos con una pregunta: ¿Qué le enamora a usted de un sistema de trading? Si usted no ha respondido algo así como “las espectaculares ganancias que se pueden obtener” déjeme que le diga que es usted un bicho raro. Así que ya empezamos mal. Lo que nos encanta de los sistemas de trading es que nos podemos hacer ricos de manera casi instantánea. Pero si ponemos un poco de sentido común al tema (en última instancia ya somos todos mayorcitos) rápidamente nos damos cuenta de que nadie da duros a 4 pesetas y que aquí tiene que haber alguna contrapartida. Pues bien, en el mejor de los casos, esa contrapartida es un riesgo igual de gigantesco que esas potenciales plusvalías. La pregunta es, mis queridos lectores, ¿cómo podemos detectar ese riesgo? Pues bien, más allá de los números que se esconden tras las estadísticas de los sistemas que nos venden, la realidad es que en la mayoría de los casos no podemos (y más adelante veremos porque). Así que en este punto les voy a pedir que se fíen de mi, o mejor aún, de su instinto. A mayor plusvalía, mayor riesgo potencial latente. Y no hay más que hablar. De tal manera que si ustedes ven que el sistema que están analizando es casi mágico, probablemente es porque hay algo que no están considerando…. o algo peor.

Ahora concretemos un poco. Cuando buceamos por ahí en las distintas webs que existen dedicadas a esto, solemos encontrar (lógicamente) sistemas ultra rentables y que llevan mucho tiempo ganando dinero más o menos sin parar. Déjenme que les comente, sin entrar en tecnicismos, las características que un sistema (publicado en una web de alquiler de sistemas) debe tener para que nos podamos fiar de los resultados que vemos. El orden elegido para los factores presentados no es especial, valdría cualquiera:

  1. Debe haber una curva de saldos. Las estadísticas puras y simples, no son suficientes. Muchas veces nos conformamos simplemente con una visión “sesgada” de 4 números. Rentabilidad, drawdown y poco más. Sin embargo el “como” se ha llegado a esos resultados es muy material para el análisis. Para muestra un botón (inventado claro). De estos dos sistemas que tienen el mismo beneficio (71 puntos) y el mismo drawdown (-4 puntos) en el mismo período, ¿cuál tiene mejor pinta? Los números fríos no dicen demasiado. Sin embargo, una apreciación rápida de las curvas de saldos pone las cosas en su sitio de manera natural. Para mi es obvio que el sistema 1, en este periodo, es mucho más estable:

  1. Debo poder hacer zoom sobre la curva de equity. Esto no es un capricho para molestar al desarrollador de la web, tiene su porqué. Una curva de saldos suficientemente amplia siempre gana dinero. Luego, en el día a día, las cosas pueden ser distintas. Vean este ejemplo:

 

Ahora hagamos un zoom sobre esta magnífica curva de saldos (de un sistema real por cierto):

 

Como verán ya no es todo tan bonito. Este casi mágico sistema se ha pasado 7 meses perdiendo el tiempo para, al final, acabar el periodo ganando 50€ y habiendo sufrido rachas de pérdidas del orden de 1000€ varias veces. Las cosas ya no pintan tan bien si uno no tiene 10 años para esperar.

  1. Todos los números deben provenir de operaciones reales pasadas. Esto no quiere decir que un sistema que no haya operado en real en el pasado no sea un excelente sistema, pero para deducir eso no va a quedar entonces más remedio que fiarse de la persona que lo vende porque simplemente no puede demostrar lo que dice. Aquí debo romper una lanza a favor de los desarrolladores y vendedores de sistemas porque si no fuera así, si no nos fiáramos de ellos (en mi caso de mis propios sistemas), esos sistemas nunca verían la luz. Si yo no decidiera en algún momento arriesgar mi propio dinero por un sistema que nunca ha operado, nadie lo haría. Así que hay que fiarse en algún momento de nuestro buen hacer. No obstante, una cosa es fiarse de los sistemas que uno mismo ha diseñado y conoce bien, y otra cosa es fiarse de una caja negra (que sería el caso que nos ocupa). Lo ideal es tener un track record auditado. Avisado queda el lector.
  2. Cuando los datos no están soportados por operaciones reales auditables, en muchos casos son producto de sobreoptimización (en general involuntaria) del sistema subyacente. Es decir, que el desarrollador o el vendedor del sistema ha “producido” una curva de saldos ficticia que se comporta fantásticamente bien durante un periodo porque ha elegido los parámetros óptimos del sistema utilizando todos los datos de ese periodo. En la gran mayoría de los casos lo que ocurre a posterior es previsible. El sistema empieza a dejar de funcionar inmediatamente. A veces tras una pequeña racha de suerte y a veces de manera inmediata como digo. En la mayoría de las ocasiones este tipo de comportamientos son involuntarios y simplemente producto de la ignorancia del desarrollador sobre la metodología de desarrollo adecuada.
  3. Los datos deben incluir TODOS los costes de operación. En especial comisiones, deslizamientos y alquiler del sistema. Pongamos por ejemplo un sistema que tiene una operación media de 50€ por contrato. Esto significa, por ejemplo, que ha ganado 100.000€ en 2000 operaciones. Es un histórico lo bastante amplio como para suponer que las estadísticas son fiables. Ahora supongamos que ese histórico es de 10 años. Es decir, que el sistema hace unas 17 operaciones al mes. Si ese sistema tiene un coste de operación de, digamos, unos 10€ por ronda completa (incluyendo comisiones y deslizamientos) y un coste de alquiler de 50€/mes, el resultado que antes era de unos 17*50=850€/mes en promedio, ahora va a ser de 40*17-50=630€/mes. O sea que nuestro sistema ahora gana “de repente” 25% menos que antes y, lo que es peor, los drawdowns van a ser increíblemente mayores. Seguramente nuestra curva de equity ahora no sería tan bonita. Pero claro, muchas veces nunca llegaremos a vera dibujada. Vean este ejemplo: Es el mismo sistema que han visto más arriba pero penalizado con 20€ por ronda completa en concepto de comisiones y gastos de todos tipo. Pero es EL MISMO sistema. Como verán la curva ya no es tan bonita y, además, los drawdows pasan de ser casi imperceptibles a medirse en varios miles de euros y varias veces:

 

En resumen, es perfectamente posible ganar dinero con sistemas automáticos, pero deben ustedes prestar mucha atención al elegirlos. Lo ideal, como he dicho más arriba, es requerir una curva de equity auditada. Es decir, con operaciones reales en cuentas reales. Si eso no es posible requerir información sobre la manera en que se ha construido la que hay (en lo especial en lo tocante a la optimización de parámetros). Requerir información sobre los costes de operativa incluidos y asegurarse que coinciden con los que su bróker le da.

Y sobre todo, nunca pierdan de vista que nadie regala nada. Los grandes beneficios conllevan siempre grandes riesgos.

Espero que les haya sido de utilidad.

 

Saludos y suerte en el trading.

 

Horace

14 diciembre, 2010

Como operar sistemas automáticos en cuentas pequeñas – Video

Filed under: Sistemas, Técnica — Horace @ 7:30 PM

28 septiembre, 2010

La volatilidad sigue bajísima

Filed under: Opinión, Técnica — Horace @ 11:02 AM

He oído gente diciendo que la volatilidad está aumentando.

Pues no sé, debo ser yo que no me entero porque mire por donde mire no solo no veo que vaya en aumento sino que más bien al revés.

 

Aquí tienen un mensual del VIX. Se ve claramente como tras el repunte del período abril-junio, se ha vuelto a colocar por debajo de la media de 20 meses y en un moderado 22.5.

 

 

En gráfico semanal obviamente también la película es semejante:

Por debajo de la media desde finales de julio y en clara tendencia bajista desde el 20 de agosto.

 

 

Si nos vamos al diario, desde principios des este mes de septiembre ocurre lo mismo.

Salvo el repunte que tuvo algunos días de la semana pasada, sigue la cosa muy bajista.

 

 

Otra forma de verlo es con los índices. Un gráfico semanal del Dax Index con el ATR (que como saben es otra medida válida de la volatilidad) viene más o menos a indicar lo mismo.

 

 

Y en el diario pues ocurre lo mismo:

 

 

Vean incluso como el ATR ni siquiera se ha inmutado durante las bajadas del techo del lateral al suelo. Vamos, que esto se mueve muy muy poco se mire por donde se mire.

 

Vamos, que si alguien ve que aumente la volatilidad que me diga por donde que me dará una buena noticia.

 

Saludos y suerte en el trading,

 

Horace

3 marzo, 2010

Operar pensando en el riesgo (video)

Filed under: Técnica — Horace @ 2:13 PM

 

Nuevo video sobre control de riesgos, que lo disfruten.

Como operar pensando en el riesgo

Saludos y suerte en el trading,

Horace

Older Posts »

A %d blogueros les gusta esto: